top of page

Mi horno & yo

Actualizado: 19 dic 2018

El horno llego al estudio la misma noche que deje mi antigua casa, esa noche pase uno de las noches más difíciles de mi vida. El apego, el sentimentalismo y muchos recuerdos estaban listos para mudarse de espacio y sobre todo de mi corazón.  Pero este horno, ese hermoso horno cromado en acero y que tiene una vida propia ya había vivido dos o tres mudanzas conmigo. Fue hasta hace 4 años que él y yo nos empezamos a conocer. 




El es tan bello!!! cuando fue instalado en mi primer cocina parecía un aparato salido de revista de arquitectura. La cocina en si lo era, era mi sueño de niña .. ahí en esa cocina tuve mi primera visión del futuro. Enseñaría a las personas a cocinar.. 

Cuando el horno y yo emprendimos las primeras recetas, fracasamos de forma increíble!! Así que paré, no seguiría tirando ingredientes a la basura. El horno estuvo en silencio y apagado por casi 7 años, nos mudamos de casa y llegamos a su nuevo hogar. Ahí, el y yo de forma infructuosa de nuevo nos tratamos de conocer. El estaba apagado, como yo. 

Hasta que un día, el día en que sé que todo cambio me levante de un sueño y por fin me decidí a regresar a mi pasión. Hornear !!! Así que emprendí de nuevo ese camino y empecé a hornear .. fracaso total!!’

El horno y yo no nos reconocíamos, no llegábamos a ningún lado, todo se hundía, se desparramaba, se quemaba, quedaba crudo, duro, chicloso!!! Ahhhh !! Yo solo fracasaba una y otra vez. Que le pasaba a este horno????

Así decidí ponerlo a la venta, el precio era de remate. Llévenselo !! No sirve ! Todo hace mal !!

Pensaba: